Tranvías de Lisboa

Los tranvías de Lisboa, con su característico color amarillo son, sin duda, una de las imágenes más típicas de Lisboa. Los verás retratados en láminas, imanes, azulejos y cualquier souvenir portugués que se te ocurra.

Pero no se tratan solo de un medio de transporte pintoresco, pues los tranvías de Lisboa prestan un buen servicio a la ciudad, siendo utilizados a diario por turistas y locales para moverse de unas zonas a otras, llegando a barrios donde no llega el metro, por ejemplo, el barrio de Belem.

Tranvía en Lisboa

Los tranvías son una de las imágenes más típicas de Lisboa.

Tranvías de Lisboa: algunos datos básicos

  • La red de tranvías de Lisboa está gestionada por Carris, cuya flota cuenta con 57 vehículos que cubren cinco rutas distintas.
  • La primera línea se inauguró en 1901.
  • Hay tres tipos de tranvías en Lisboa: los clásicos amarillos y de madera, que datan de principios del XX; los modernos tipo trenes, también amarillos, y los rojos, que son tranvías turísticos, no transporte público como tal. Estos últimos pertenecen a Carristur y al incluir explicaciones durante el recorrido, son bastante más caros.

Interior de un tranvía

Interior del tranvía 28, uno de los más concurridos.

¿Qué rutas son las mejores?

  • El tranvía 15E, uno de los “elétricos” modernos, nos lleva desde Cais do Sodré hasta Belem, por lo que es una ruta muy utilizada por los turistas para moverse por la zona más monumental de Lisboa.
  • También son interesantes los recorridos del tranvía 25, que sale de Campo de Ourique y pasa por Estrela, Lapa y la Plaza del Comercio hasta llegar a Alfama; el tranvía 18, que sale de Rua da Alfândega, pasa por la Plaza del Comercio y llega hasta el Palacio de Ajuda y el tranvía 12, que sale desde la Plaza de Figueira y Martim Moniz y realiza un corto recorrido por Alfama.

El tranvía 28 de Lisboa: la ruta más turística

Además de las arriba mencionadas, la ruta de tranvía más conocida es la del antiguo tranvía 28, que pasa por varios de los lugares emblemáticos de Lisboa: el barrio de Estrela, el Bairro Alto y el Chiado, Graça, Alfama (con parada frente al Panteón Nacional, la Sé, el precioso Mirador Portas do Sol y el Castillo de San Jorge, entre otros).

Lo mejor es cogerlo en la Plaza de Martim Moniz y realizar el recorrido completo si se dispone de tiempo suficiente para ir parando donde nos interese.

Durante el día, en días laborables, el tranvía llega hasta Prazeres en Campo de Ourique. Las rutas que operan después de las 21:15 horas terminan frente a la Basílica de Estrela).

¿Cuánto cuesta el tranvía en Lisboa?

  • Billete sencillo: 2,90 €

El billete se paga al conductor al subirse o bien podéis haceros una tarjeta de transporte como la 7 Colinas o Viva Viagem, que tendréis que validar al entrar.

¿Qué horario tienen los tranvías?

Los tranvías de Lisboa funcionan desde primera hora de la mañana hasta la noche, pero el horario varía en función de las líneas:

  • Tranvía nº 12: lunes a viernes de 08:00-20:45 y sábados y domingos de 09:00-20:15.
  • Tranvía nº 15: lunes a sábados de 05:45-01:00 y domingos y festivos de 06:05-01:00.
  • Tranvía nº 18: de 06:20-20:15 (sábados hasta las 13:25). No funciona domingos y festivos ni en agosto.
  • Tranvía nº 25: de 07:00-21:00. No funciona sábados, domingos ni festivos.
  • Tranvía nº 28: lunes a viernes de 05:40-21:15, sábados de 05:45-22:30 y domingos y festivos de 06:45-22:30.

Tranvía de Lisboa

Tranvía típico de Lisboa.

Consejos para viajar en el tranvía de Lisboa

  • Si os gusta la fotografía, los tranvías os darán algunas de las mejores estampas de la ciudad.
  • Cuidado con los carteristas, especialmente en las líneas 28 y 15, que suelen ir abarrotadas de pasajeros. Cada vez son menos habituales, pero siempre conviene ir atento.
  • Los tranvías son una de las mejores formas de moverse por los estrechos callejones de Lisboa y explorar su casco histórico subidos a un medio de transporte que ya se ha convertido en parte de cualquier experiencia completa en la ciudad.